BUSCAR POETAS (A LA IZQUIERDA):
[1] POR ORDEN ALFABÉTICO NOMBRE
[2] ARCHIVOS 1ª, 2ª, 3ª, 4ª, 5ª 6ª 7ª 8ª 9ª 10ª 11ª 12ª 13ª 14ª 15ª 16ª 17ª 18ª 19ª 20ª y 21ª BLOQUES
[3] POR PAÍSES (POETAS DE 178 PAÍSES)

SUGERENCIA: Buscar poetas antologados fácilmente:
Escribir en Google: "Nombre del poeta" + Fernando Sabido
Si está antologado, aparecerá en las primeras referencias de Google
________________________________

jueves, 16 de febrero de 2012

6078.- RUI PIRES CABRAL



Rui Pires Cabral (Macedo de Cavaleiros, PORTUGAL 1967) es Licenciado en Historia con una especialización en arqueología por la Universidad de Lisboa, donde vive haciendo traducciones, luego de haber dejado Oporto para ir hasta la capital, donde vivió en pensiones de estudiante y frecuentó bares y discotecas, consumió drogas, se enamoró y visitó varias ciudades europeas, cosas y asuntos que ha ido dejando en sus poemas. Su libro Música Antológica & Onze Cidades fue considerado en los años noventa una de las novedades de finales de siglo. Algunos de sus poemas fueron incluidos en El Arte de la Pobreza. Diez Poetas Portugueses Contemporáneos, Málaga, 2007.






Castillo


¿Habrá un lugar para pasar la tarde
sin mayor quebranto? Extraña armonía
con la música… Aquí, donde la muralla se rompió
en los siglos y se sumergen las cosas
en sus simas: higueras esparcidas
en las huertas del llano, pavos, la cabeza de un viejo como si
estuviese envuelta en un dibujo.
Hallo un orden concreto en el contraste,
¿tú no? Asombra cómo tanto viene todavía
desde esa voz, en estas guitarras. ¿Es el desorden
lo que quieres apagar en mí, lo que tomas
por juventud? En el vagón, une tu pierna
a mi rodilla. Va casi vacío bajo esta luz blanca
e inerte. Nunca supe bien qué te hace reír
y tienes que aceptar que es una lástima.


Traducción de Juan Ramón Mansilla










Back to the Old House


Boys meets girls en la biblioteca.
Tus ojos eran tan cómplices,
se diría que habíamos escrito juntos todos esos libros.
Una única tarde podía llevarnos más allá de los barcos,
era fácil olvidar que allí fuera hubo apenas
una ciudad pequeña con el invierno en los cristales.


Los libros permanecen donde los abandonamos,
pero el tiempo revolvió las pistas que nos guiaban en ese
laberinto.
Acordarme de ti significa medir una distancia dentro de mí
mismo.
Sirve esto para decir cuánto nos alejamos de la casa vieja
donde era costumbre estar cerca de ti días enteros.


Versión de Umberto Cobo y HAT








El cielo visto desde arriba


Estabas predispuesto a la tristeza de ese pueblo,
pero la noche tenía pasos secretos,
sólo bastaba perseguir las señales.
La sombra de un reptil avanzaba muy hondo,
palpabas un territorio de piedras difíciles, a veces peligrosas.
Después con la boca, otra vez amarga,
la ropa amontonada sobre la silla
como al comienzo de un poema no deseado,
el cielo, reflejado en tus ojos,
era un lugar inhabitable.


Versión de Umberto Cobo y HAT










El bosque de Cedofeita


Fueron estas las calles que se alzaron para nosotros,
mal diseñadas, veloces bajo el fardo de nuestros aderezos:
símbolos de paño, mortajas,
música ligera con muchos violines y un coro de mujeres.
Pero el movimiento roza apenas la superficie de las cosas,
es la malla donde prendemos los ojos,
una especie de venda.


El bosque que conducía a la iglesia está bajo el cemento –
¿no lo oyes respirar?
Todo lo que crece sobre la tierra tiene la misma vocación,
las casas, el pasado el cuerpo en todo caso:
cualquier cosa segura desde el principio.
Y las plazas, que estaban al fondo de la noche,
es hacia donde vamos toda la vida


Traducción de Uberto Stabile












Señores pasajeros


Algunos chavales van más deprisa hacia la muerte,
pero todos debaten con la vida que les queda.
A veces, en el cemento de las ciudades,
entre la asfixiante circulación de los vehículos,
curiosean el olvido de un dios sordo:
me concede un nuevo amor igual que a mis hermanos.
Mientras tanto, son más las chicas que no leen libros
en el venenoso relente de las estaciones ferroviarias,
chupan caramelos de menta con miel,
suavemente inclinan la cabeza para escuchar:
señores pasajeros va a salir un tren
con destino a Santa Apolonia de la oscuridad.


Traducción de Uberto Stabile










The boy with the thorn in his side


Viéndolo bien, las voces más ingratas
fueron las que despertaron en nosotros un violento
amor a la vida: por esa belleza indomable
sufriríamos todo, hasta el fin. Pero, después
de la música, era como si una estrella
muriese de repente: teníamos 18 años
y andábamos siempre de luto. Los viejos muros
de las fincas, recreos de nuestra infancia,
estrangulaban calles torcidas en el atardecer inerte
de un dia festivo. Descendíamos a la ribera
por detrás del cementerio – estábamos ya muy solos
y todavía queríamos todo: un beso y un porro
mojado en lágrimas para aguantar más. Sin embargo
la vida todavía (como tardaría siempre), era un lento
desengaño con pequeños intersticios musicales.


Traducción de Uberto Stabile