BUSCAR POETAS (A LA IZQUIERDA):
[1] POR ORDEN ALFABÉTICO NOMBRE
[2] ARCHIVOS 1ª, 2ª, 3ª, 4ª, 5ª 6ª 7ª 8ª 9ª 10ª 11ª 12ª 13ª 14ª 15ª 16ª 17ª 18ª 19ª 20ª y 21ª BLOQUES
[3] POR PAÍSES (POETAS DE 178 PAÍSES)

SUGERENCIA: Buscar poetas antologados fácilmente:
Escribir en Google: "Nombre del poeta" + Fernando Sabido
Si está antologado, aparecerá en las primeras referencias de Google
________________________________

jueves, 15 de septiembre de 2011

4901.- JIDI MAJIA


Jidi Majia, poeta y actual vicegobernador de la provincia de Qinghai, en China. Nació en 1961, y ha publicado numerosas antologías poéticas desde los años 80. Ha obtenido muchos premios nacionales de literatura y es considerado como uno de los más grandes poetas de las minorías en China. Presidente del Festival Internacional de Poesía de Qinghai, que sucede a las orillas del lago más grande de Asia.





RAPSODIA EN NEGRO

Entre los sueños donde la vida y la muerte se unen
Cuando somnolientas estrellas brillan en silencio
En el cielo azul profundo de la noche
Cuando el labio de la cantante se posa en un verso meditabundo
La puerta de madera no chirría, las ruedas del molino no zumban,
Las últimas notas de la canción de cuna se alzan como luciérnagas
Y las madres cansadas han ingresado a la tierra de los sueños

Muy lejos allí al lado de las nubes
En la cima del más alto risco
Las garras del águila pisan las orillas de un sueño
Y aquí, en ESTA remota tierra
Donde los ojos de la muerte están sellados
Cientos de ríos en carrera bajo la luz de la luna
Sus formas derivan hacia la nada
Y lejos en el bosque
Cerca de tentadoras almohadas de agujas de pino
La feroz pantera deja de cazar a la cabra montés
En este momento de calma
Oh Río Gulilada en tu profundo abismo
Dame el ritmo de tu sangre vital
Que mi paladar resuene con tu voz
Oh apresúrate, Wupao, montaña macho del Gran rango de Liangshan
Abraza a Aga Jjomu montaña hembra de menor rango
Que mi cuerpo sea tu embrión una vez más
Déjame ser gestado en tu abdomen
Que la oleada de la memoria se desvanezca de nuevo

Ah negro sueño, en este momento silencioso
Que pronto me cubras, me envuelvas
Desaparéceme bajo tu caricia de amante
Que me transformes en aire, en luz solar
En rocas y azogue y aleñas
Que me tornes en hierro, en bronce
En conchas de nácar, en fósforo

Ah, negro sueño, que me devores y disuelvas
Déjame desvanecerme bajo tu benigna protección
Para volverme pradera, una alondra, la fina escama de un pez
Para volverme una diminuta hoz que encienda chispas
Para volverme una montura, para volverme un harpa judía
Para volverme un mabu*, para volverme un kashiezhaoer*
Ah negro sueño, mientras me desvanezco
Pulsa las cuerdas de laúd del dolor y la muerte para mí
Que el dolor en su punto inicial, cargado con el nombre de Jidi Majia
Sea mitigado por los misterios de colorida luz solar, incluso a medianoche

Que cada palabra que hable, cada canción que cante
De la voz más verdadera al espíritu en este suelo
Que cada verso de poesía, cada signo de puntuación
Fluya sucesivamente de las venas azules de este suelo
Ah negro sueño, justo cuando desaparezca
Déjame conversar con un monolito de piedra
Con mi sufrimiento, gente de altos principios tras de mí
Confío que sus siglos de solitaria tristeza
Si se escucharan, provocarían llanto hasta las rocas
Ah negro sueño, justo cuando desaparezca
Que la radiante, cálida estrella de mi pueblo despunte
Ah negro sueño, déjame seguirte
Para entrar al fin al país de la muerte

*Instrumentos musicales de los Nuosu.





VOZ DEL BIMO

Dedicado al ritualista Nuosu

Cuando lo escuchas
Parece más allá de toda ilusión
Como una tenue voluta de humo azul
¿Por qué hasta ahora las cordilleras
Se sienten colmadas por una quietud eterna?
¿De quién es la voz que vaga entre hombres y fantasmas?
Parece haber abandonado el cuerpo
Aún entre la realidad y la nada
En tonos humanos y divinos pronuncia
Una oración de alabanza al nacimiento y la muerte
Cuando invoca al sol, las estrellas, los ríos y los antiguos héroes
y convoca deidades y poderes surreales
¡Los seres que partieron comienzan su resurrección!







SOL

Al observar el sol, deseo
Con ayuda de sus rayos
Descubrir y despertar a mis ancestros
Al observar el sol, hablo recio
De forma que puedan escuchar
Me dirijo a sus almas
En mi propio lenguaje místico
Al observar el sol, a pesar de las heridas
Y no ser comprendido por otros
Creo todavía
Que la mayoría de la gente pertenece al lado bueno
Al observar el sol, qué maravilloso es,
La marea invisible de las estaciones lame
Mi piel de bronce
Observar al sol siempre me hace extrañar
A aquellos de antes de mi tiempo
Que alguna vez pudieron sentir esta calidez
Y ya no están en este mundo







MURO DE TIERRA

-Por mucho tiempo
no supe que las piedras de Israel pudieran tocar a un israelí

Observada a distancia
El muro de tierra bajo la luz del sol parece estar dormido

Me pregunto por qué
Profundo en mi consciencia
La imagen que a menudo aparece
Es la muro de tierra de los Nuosu

Siempre trato de descifrar
El secreto detrás de ello
Porque al ver aquel muro
La tristeza brota en mi corazón

En verdad, nada hay allí, sólo un muro





UNA CANCIÓN DE ALABANZA A LOS PUEBLOS INDÍGENAS

Escrito para celebrar el año de los pueblos indígena
de las Naciones Unidas

Cantar en alabanza de ustedes
Es cantar en alabanza de la tierra
Es honrar los ríos de la tierra
Y los innumerables hábitats de los seres humanos

Comprenderlos a ustedes
Es comprender la voluntad de vivir
Entender por qué la gente se reproduce y multiplica
¿Quién sabe cuántas razas, ahora anónimas
Una vez vivieron sobre esta tierra bondadosa?

Compadecerse de ustedes
Es compadecernos a nosotros mismos
Es compadecerse de nuestro dolor y tristeza compartida
Cierto hombre nos miró montando un caballo
Hasta que desaparecimos en la así llamada ciudad civilizada

Acariciarlos a ustedes
Es acariciar la consciencia humana
Es acariciar las balanzas que pesan
Nuestra decencia humana y el mal
Por tantos siglos, la historia ha probado
Que los pueblos indígenas han sufrido el daño más cruel

Bendecirlos a ustedes
Es bendecir el maíz y el trigo y las papas
Es bendecir el más antiguo bocado del mundo
Así, sería sólo correcto el dar sin reserva
La vida y los sueños que nuestra madre nos dio
Como una ofrenda para la paz, la libertad y la justicia humana








MIRANDO ATRÁS AL SIGLO XX

Para Nelson Mandela

Irguiéndome sobre la orilla del tiempo
Irguiéndome en un mirador del espíritu
Miro atrás sobre el siglo XX
Justo ahora no tengo lágrimas
Dicha y agonía se han tornado extraños a mí
Parezco estar yaciendo en un espacio alterno
Mientras escudriño un asombroso segmento de historia humana

Es un hecho, en estos cientos de años
Que la guerra y la paz nunca se han alejado de nosotros
Y las denuncias contra la violencia no han cesado
Algunas personas cantaron a la libertad
Algunas se ofrecieron a sí mismas para la democracia
Pero la mayoría de la humanidad padecía tiranía y malos tratos
De hecho, en estos cientos de años
Incontables fantasías memorables tuvieron nacimiento
Pero los desastres perseguían sus talones
De hecho, en estos cientos de años
La humanidad multi-racial trajo a la civilización nuevas alturas
Todos ellos han llorado lágrimas de gratitud
En nuestras respectivos rincones del globo
Oh Siglo Veinte
Permitiste que algunos celebraran la paz
Pero oscureciste los ojos de otros con odio
Enviaste negros a las calles, clamando por los derechos humanos
Pero causaste que matanzas y violencia estallaran en sus patrias
Nos dejas conocer a Carlos Marx
También nos dejas encontrar con Friedrich Nietzsche
Nos permites ver a Einstein proponer la teoría de la relatividad
Luego nos haces verlo transformado en cristiano al final
Redujiste al vacío los pensamientos de los gigantes
E imprimiste las declaraciones de nadie como una verdad
Tú esparciste las doctrinas fascistas de Adolfo Hitler
Y publicitaste el pacifismo del sabio Gandhi
Permitiste al socialismo triunfar en ciertos países
Mientras dejas consumir al movimiento obrero internacional
En la era que Freud engendró la doctrina del pan-sexualismo
Glorificaste a Khomeini y la revolución islámica
Permitiste que Martin Luther King ganara fama mundial
Luego le costó el ser abaleado
En África produjiste al dictador Bokassa, capaz del canibalismo
De la misma forma en África criaste a Nelson Mandela –el orgullo de la humanidad
Derribaste el muro de Berlín de la noche a la mañana
Pero produjiste el odio entre Chechenia y Rusia
Sin esperar que árabes y Judíos alcanzaran un acuerdo verdadero
Pusiste en camino un nuevo conflicto y una crisis en Kosovo
Permites que los humanos se deleiten en la extrema indulgencia
Luego los expusiste al dolor y los tormentos del Sida
Permites ver a la gente las claras ventajas de la ingeniería genética
Pero alienaste el espíritu humano y lo hiciste perecer en una ciénaga industrial
Desarrollaste la tecnología de la era de la información
Y la transferiste a las más remotas tribus de Latinoamérica
Pero permites que una cultura borre a otra
Incluso sin recurrir a la pólvora
En Europa enviaste las tan esperadas nevadas de invierno
Pero en Colombia tus aguaceros fueron tan crueles
Que un pueblo indígena fue arrastrado por las crecientes
Nos permites mirar absortos la encantadora tierra desde la Luna
Haciéndonos creer que todos los pueblos son hermanos
También nos volviste a unos contra otros por diferencias religiosas
Y permites que masacres sucedan en Jerusalén y los Balcanes
Trajiste la tecnología para permitirnos el trasplante de órganos
Pero hiciste que aquellos órganos se aterrorizaran con las armas nucleares
En Nueva York, la gente está preocupada por la fluctuación de la bolsa
de valores
Pero en África, la enfermedad y la hambruna son todavía amenazas
para los seres humanos
Oh Siglo Veinte
Cuando realmente miro atrás sobre ti
Descubro que eres un enigma
Eres necesidad, pero también aleatoriedad
Pareces ser una confirmación del pasado
También pareces el presagio del futuro
Dios parece haber dejado de sostenerte por un momento
Y caíste hacia nosotros, espada de doble filo





REMEMBRANZA DE LA JUVENTUD

Para la Universidad de las Minorías del Suroeste

He visto absorto un tiempo distante
Como tenues rayos de una estrella matutina
Que parpadean entre un velo de niebla
Y me preguntaba si los hechos del pasado han sido olvidados
Pero las realidades del presente me dicen
Cuán cerca están, como si acabasen de suceder
Mis memorias apagadas son un valle vacío
En el que las voces de alguien me llaman de nuevo
En la puerta de entrada de la biblioteca
Este es el libro sagrado de un poeta
En el largo invierno presagiado por Akhmatova
Esperé por el bien de la esperanza
Sin pensar nunca que el verde y sombreado camino
Se colmaría de solitario musgo
La poesía de esas épocas representaba la consciencia
Entonces dije una vez orgullosamente a este mundo
“Soy del pueblo Nuosu”
Fue mi elección predestinada para honrar la libertad
Supe que valía la pena defender los derechos de todos los seres
Yo creía que la profunda tristeza de mi pueblo
Ordenaba que mis poemas sirvieran como su memoria
Porque mientras otras rocas estuvieron durmiendo
Yo bebí leche de la fuente
Del espíritu oscuro de la noche de nuestro pueblo
Desde aquel momento dediqué mi vida
A la inmortalidad y a la maravilla
Mientras mi viaje traza su ruta a través del tiempo
No hay cómo saber cuántas estaciones más en el camino
El ruido de los cascos de mis caballos pasará
Cuando el cansancio baje, mis sueños me dicen
Sigue renovando estos plácidos pensamientos de juventud
Pues sólo la belleza luminosa de la juventud
Puede reclamar por la eternidad lo que fue arrasado







GRATITUD CON LA BONDADOSA TIERRA

Al nacer sólo hay un camino
Para entrar a este mundo
Pero los caminos para empujar la puerta de la muerte
Son múltiples y variados
Al hablar de la bondadosa tierra
Cualquiera sea el pueblo al que pertenezcamos
Encontramos siempre adentro de nuestros espíritus
La sombra de nuestros padres
La tierra otorga vida sobre nosotros
Permite a la progenie de la humanidad
Ser fructífera en su eterna cuna
La bondadosa tierra nos da lenguaje
Y permite a nuestra poesía expandirse a través
De este antiguo y todavía joven mundo
Miramos hacia los cielos estrellados
Mientras yacemos sobre el pecho de la tierra
Pensamientos que despuntan en nuestras mentes
Volarán a lejanos lugares
Siguiendo el viento del otoño

Tierra bondadosa, no sé por qué
A menudo en tiempos como estos
Mi corazón se llena de desasosiego
Nuestra vida entera exigimos a la naturaleza
Aún así es precaria nuestra contribución
Pienso en las tierras saladas donde las mareas han bajado
A pesar del delgado e infértil suelo
Un jujube de invierno crece desafiante
Sus ramas cuelgan con el fruto de la cosecha
Así corresponde a la crianza de la tierra
Cuando los humanos pasemos a su lado
¡Alcemos nuestras manos en ferviente saludo!








LIBERTAD

Pregunté una vez a un sabio
Qué significa la libertad
Su respuesta fue cierta para los clásicos
Y creí que era la libertad entera

Un día al atardecer
Sobre la pradera de Nalati
Vi un caballo
Caminar sin rumbo y confiado
Y un ebrio jinete de Kazajstán
Profundamente dormido
Sobre su lomo

Sí, el hombre sabio me dio una definición de libertad
Sin embargo, quién puede decirme, en la pradera de Nalati
Quién era más libre
¿El caballo o el jinete?





ENTRE EL DESESPERO Y LA ESPERANZA

No sé
Que se encuentra en la última página
Del sagrado libro de Jerusalén
Ahora sé que una bomba explotó
Sobre un bus de Belén
Mientras pasaba por un café al borde de la carretera
En la explosión que ocurrió allí, una vez más
La esperanza que había surgido de la desesperación
En un instante, resultó ser una burbuja

No sé
Si pueda usar el dolor como la escala
Para pesar la vida y la muerte
Pero este es un rutinario acontecimiento
En cada esquina de Jerusalén
Sin embargo, nunca he abandonado
Mis denuncias contra la violencia y mi añoranza de paz
Pienso que las balas
Deberían ser relegadas al pasado para siempre
Ahora, justo más allá del Muro del Aislamiento, este mismo día
Los gritos de los niños
Se empapan de sangre
Nunca podré volver a creer nuevamente en la suprema fuerza de la creación
Porque el ciclo de la violencia
Ha reducido nuestras esperanzas mil veces
Para nada salvo la desesperación

La historia de esta ciudad
Parece destinada a ser así
Desde el día de su nacimiento
La traición y el odio le han hecho compañía a la gente
Incluso acariciar una piedra aquí
Significa acariciar lágrimas humanas
(por eso cuando escuchamos a las piedras aquí
Escuchamos sólo llanto)
No sé
Que se encuentra en la última página
Del sagrado libro de Jerusalén
Pero sé
Que en la antigua ciudad de Jerusalén
Entre la esperanza y la desesperación
Sólo hay un camino a escoger
-¡El camino de la paz!





POR LO QUE HE ESCUCHADO

He escuchado
Que el batir de alas de una libélula
En las selvas andinas de Suramérica
Puede provocar una tormenta
En el Océano Pacífico
Me pregunto si la muerte de una oveja
En mi tierra natal JjileBute
Podría sobresaltar a un leopardo durmiente en el llano africano
Aunque no he visto tales maravillas
Ocurren espontáneamente
Pero creo en lo ocultos enlaces místicos
Entre todos los seres del mundo
Una vez lamenté la muerte de una lengua
Simplemente porque era la memoria de un pueblo
Hoy incluso desde el rascacielos más alto
No es posible vislumbrar un pueblo indígena
La choza que resistió y fomentó una epopeya
Puede ahora aparecer sólo en los sueños de un vagabundo
Por las personas que perdieron el suelo y la patria
He sentido dolor y disgusto

Porque cuando ellos se confrontan con
Este extraño mundo de varillas de acero y concreto
Hay sólo una cosa cruel para ellos
Y es ¡Olvidar!



DEDICADO A LOS RÍOS DE ESTE MUNDO

Confieso
Que he cantado en alabanza de ustedes
Mientras he cantado en alabanza a la tierra y las cosas vivientes
No sé cuántos poetas y sabios
En este mundo
Los han
Alabado, cada en su propia letra
No sé cuántos poemas
Han incorporado el canon de humanidad
Porque de tu existencia
Verdaderamente no soy el primero
En compararte a una madre
Pero tu leche aún alimenta la amplia tierra
Y toda la gente viviendo sobre ella
Como hace miles de años
Confieso
Que ustedes crearon los primeros mitos
Y con sus manos invisibles
Comenzaron la labranza del suelo a lo largo de los bancos de oro
Créanlo, toda la civilización humana
Se ha llenado de infinita fuerza vital
Sólo por los nutrientes ríos
Nos sobrecogen los ríos, porque son un símbolo
El nombre de un río honrado es como una epopeya
Un registro veraz del progreso humano y la calamidad
Cuando saludamos a la civilización
Realmente saludamos a los grandes ríos
Nuestra sabiduría nos fue dada por los ríos
Los ríos llevaron la lengua y la cultura de otras razas
Así mismo fueron los ríos quienes nos dieron
Variedad de creencias y formas de vida
Confieso, ríos, que su belleza, como una doncella durmiente,
Era incomparable a medida que pasa a través de campos de ensueño
En verdad que nos han dado la poesía y el amor
Créanlo, en el corazón de una gran cantidad de pueblos
Ustedes son la encarnación de la justicia y la libertad
Ustedes son la conciencia y las lágrimas de la humanidad
Ustedes ayudan a los débiles, simpatizan con los oprimidos
Cada jarra de agua sagrada es una ablución de las almas de las personas
A aquellos que sufren ustedes conceden siempre
La fe y el coraje para seguir viviendo
Admito que la humanidad les ha causado daños graves
Cuando nos paramos en las orillas de los ríos secos
O vemos sus cuerpos sufrir la contaminación
Nuestros corazones arrepentidos sienten un gran dolor
¡Créanlo ríos! Garantizamos
Defender su canción y su honor
No dejaremos de ofrecer nuestras vidas
Ah, ríos, madres eternas de la humanidad
Déjennos volver una vez más a su abrazo
Déjennos una vez más pronunciar sus honrosos nombres





TIYAWANOC*

El viento sopla sobre la bondadosa tierra
Sopla sobre el nacimiento y la muerte
El viento sopla sobre la bondadosa tierra
Recorre cada centímetro del terreno
Justo al borde mismo de la vida
Olvidadas están las raíces de las palabras
Olvidada está la memoria
Olvidado está el destierro
Sólo el olvido parece admisible aquí
Pero a través de los siglos
Contemplo un hecho más allá del argumento
En este profundo cañón de la montaña
Un indígena, cien, mil
Han hecho viajes en soledad
Ellos eran de semblante grave
Los ojos llenos de lágrimas, sin hablar
Yo sé dónde se dirigían
Un lugar para innumerables almas nobles
Para avanzar hacia el recuerdo y la dignidad
Sé que, cuando el cielo está salpicado de estrellas
Y los delitos se ocultan por el dosel del cielo
En esos momentos, no puedo decir
Si la puerta de piedra del sol podría abrirse de nuevo...
Para iniciar una ofrenda de medianoche
Tiyanawoc, el ombligo de la tierra indígena
Por favor, permíteme este día
Llorar por el retorno del espíritu de una raza

Tiyanawoc es un antiguo templo, importante para los indígenas de Bolivia







IMAGEN VERDADERA

Para Juan Gelman

Buscando la verdad de una muralla
Alas te llevan
Hacia los límites del pánico
Fuera de las palabras
La conciencia se arrastra en la orilla de un sueño
Buscando el nombre de un pistolero
Y la distancia de una bala
Las mentiras cambian día y noche
Donde quiera que cantes
Tus notas de ave saludarán
Innumerables mañanas tristes
No hay otra opción para quien ha visto
Los huesos y el cabello de los muertos
La indignación se vertirá desde tus ojos
Aunque tu corazón sea un pozo seco

[1] Juan Gelman es un poeta moderno argentino, g
anador del Premio Cervantes.






ABUELA ROSSA

--- Dedicado a la última indígena de la tribu Kaweskar en la
Patagonia, región de Chile. Ella vivió hasta los 98 años y
era conocida como "Abuela Rossa '

Fuiste una rosa final
Marchita en el viento
Tu partida sumió al mundo
En un instante de total oscuridad
Al final del corredor del tiempo veías
Volver a los parientes muertos
Como si en medio de los cielos estrellados
Escucharas la canción de cuna de una madre
Lloro por ti, abuela Rossa
Como lloraría un viejo árbol
En estas cósmicos extensiones ilimitadas
Cómo un grano de arena del desierto eres
Nadie sabe donde pueda llevarte
el viento del mañana
Estamos entristecidos por el cese de una vida
Porque sus genes para siempre partieron
Del útero de la bondadosa tierra
Por mi parte, al otro extremo de este planeta
No puedo dejar de pensar
En la masacre, la destrucción, el destierro, la calamidad
Estas palabras tan antiguas como la humanidad
Abuela Rossa, tu muerte es una catástrofe humana
Porque nosotros, los que permanecemos
Nunca más volveremos a encontrar a un indígena
Que lleve el nombre Kaweskar
Nunca más podemos encontrar a tu tribu
Y su pequeño camino que conduce a la tierra de la vida






LLAMA

No sé por qué
Cuando es vista desde la distancia
Su figura tiene cualidades fuertemente humanas
Hoy no es la primera vez que se encuentra aquí
Más de una vez ha pasado por
El guante del tiempo y de la historia
Aunque sus ancestros
En la resistencia a la opresión y el tormento
Nunca cambiaran la forma elegida de morir
que sólo fue oposición sin palabras
Y silencio pétreo
No es extraño que José Martí una vez dijera que
Cuando una llama cae y muere
Es a menudo en defensa de la dignidad de la vida
Recuerdo que al regreso de los Andes
Al preguntárseme sobre el aspecto de los indígenas
Dije sin titubear
Señor ¡son tan similares a las llamas
Que puedes encontrar en Perú!





LA COCA DE UN INDÍGENA

Has sido privado de todo
Lo único que te queda
Es la coca que mascas en tu boca
Sé que
Cuando la mascas
Puede ver las formas de tus ancestros
Puedes confiarles el dolor de tu corazón
A los muertos resucitados
Por unos pocos y cortos momentos
Te permites a ti mismo olvidar
Este mundo carente de justicia
Así que sé
Cuán importante es todo esto para ti
Por ahora no tienes nada
Todo lo que queda
Es la coca que mascas en tu boca
Y en medio de la oscuridad... tus esperanzas





CÓNDOR, EL AVE DIVINA [1]

En los cielos del Cañón del Colca
El vuelo parece hacer al alma pesada
Porque sólo a esta altura
Domina la vista de las heridas de la tierra
Desde tu nacimiento has estado por encima del tiempo
Cuando las resistentes tenaces cortan el aire
No hay sangre, sólo el vacío emplumado
Para lanzar palabras a lo largo de un abismo
Eres mensajero del sol y sus rayos
Trayendo himnos y cantos ancestrales
A los labios de un adivino
Puede ser que aquellas crestas que se extienden a lo lejos
Hayan sido tu recinto sagrado por siglos
Has sido testigo de matanzas, oscuros complots, duras pruebas
Eres la memoria en los tiempos difíciles, tu visión de mando
Sólo podría pertenecer al avatar de una raza
El más alto cacique, el guardián de los indígenas
Sólo por tu existencia, profunda en el fuego y la oscuridad
Pueda un destino maligno ser borrado en un instante!

[1] El cóndor, el ave más grande de los Andes, es honrado y celebrado con asombro por los indígenas





LA CANTUTA [1]

En las altas cumbres de la cordillera de los Andes
¿Para quién floreces?
Tal vez tu enigma no tenga respuesta
Cuando múltiples susurros de la noche
Te rodean en todas las direcciones
Humedeces de deseo tus tallos solitarios
Para desplegarte bajo las estrellas
A la hora del amanecer, cuando las gotas de rocío brillan
Los rayos del sol llegan a través de la quietud
Y el inmaculado espacio del cielo
No devuelve ningún eco. Hasta el final
Duermes dentro del cráneo de la tierra bondadosa
Sin rastro de duda, dueña de ti misma
Como el amor ardiente a la espera
Su gran momento postergado
Lo sé, capullo de Cantuta
Tú, bella princesa del reino indígena
¿Sólo al escuchar las notas de la zampoña
mostrarás tu prístino semblante?
[1] La cantuta, conocida como la flor sagrada de los Incas, es la flor nacional de Perú. Se dice que la cantuta sólo se abre cuando los sonidos de una flauta indígena pueden ser oídos...






BRASAS EN LA CHIMENEA

Revivo los nacimientos y revivo las muertes
Cuando el orbe de la luna se acrecienta en las copas de los álamos
En Jjilu Bute, sobre las cordilleras, sobre oscuros lugares
El canopy azul del cielo se ilumina con rayos de plata
Esa fue mi tierra, antes que la memoria fuera revivida
Durante el día y la noche transcurrí como en una leyenda o mito primitivo
Cuando la luz del alba brotó, el sol que Biashi-laze alabó [1]
Era como un sabio, con su ternura
Para despertar a mis páramos y espíritus naturales
Del mismo modo que despertó a mi tribu
Cuyos sueños se desvanecían por debajo de capas de lana
Hasta la muerte pensaré con cariño en esas noches
Cuando el fuego brillaba y mis seres queridos asentían
Mientras el narrador mantenía su historia ... ¿Quién podría olvidarlo?
El recuerdo es una metáfora de luz y oscuridad
Donde un río ha desaparecido, el tiempo tiene rayos para iluminar el pasado
Como una columna de jinetes aproximándose a la orilla de un sueño
El brillo plateado de las sillas de montar desaparece
Profundo en la palabra-cadena, sobre la cual los veo
Ancianos y sabios, nosotros no justificamos el olvido
En verdad ellos significan la verdad y la dignidad en esta tierra
Adoro a mis antepasados​, porque
Vivieron en una época de héroes
Cada épica oral vuelve a contar su gloria
Por supuesto he cantado mi felicidad al ver a
Los hijos pródigos que volvían al lado de su madre
Y si me han visto llorar, es por mi rebaño
Ahora que los pastos ricos se han ido ¿dónde irá?
Miro hacia atrás no para detenerme en las tristes pérdidas
Sólo que como ser humano me atrae
¡Volver a vivir las bellas cosas pasadas!

[1]-Biashi-laze fue un ritualista y portador de la famosa cultura-de-resistencia en la historia del pueblo Nuosu.







IDENTIDAD

--- Para Mahmoud Darwish [1]

Algunas personas han perdido su identidad
Pero yo no
Mi nombre es Jidi Majia
Y he recitado mi genealogía
…Jidi ... Jimu… Jike ... Adi ...
…Washi ... Gege… Muti ... Niuniu ...
Así, tengo la convicción de
Que el Libro de los Orígenes es auténtico [2]
Y el águila divina del cielo en silencio
Estaba destinada a venir y dejar gotas de sangre
En la tierra que dio a luz a esta epopeya
Y que este camino que pertenece al espíritu
Nos permita, en medio del oscurecimiento de la memoria
Encontrar el camino a casa
En este mundo que mucho despoja la identidad
Tengo suerte, porque
Tengo aún el conocimiento
De la historia de mi pueblo nacido en la sangre
Todavía puedo cantar versos
De baladas cantadas por mis antepasados
Por supuesto que estoy lleno de inquietud, a veces
Cuando siento que mi lengua materna
Escapa de mis labios
El funeral de cada raíz de la palabra
Es como una lengua de fuego
De hecho, en momentos como este
Darwish, mi querido hermano
Estoy sumido en un dolor peor que nunca
Para aquellos que han perdido su tierra natal
He elevado una súplica por la justicia y la equidad
No sólo por la pérdida de la tierra que la gente necesita para sobrevivir
sino también que la tierra natal espiritual
Sobre la cual mantienen su vigilia los desposeídos
¡Ha sido sometida a la destrucción!

[1] Mahmud Darwish (1941 hasta 2008), el más grande poeta árabe contemporáneo, escribió el himno nacional de Palestina.
[2] El Libro de los Orígenes es un famoso poema épico sobre los orígenes del pueblo a Nuosu.







PALABRAS DE FUEGO

Lanzo frases a las llamas
Porque sólo las llamas
Pueden dar libertad a mis frases
Y sólo así puedo ofrecer
Todo lo que soy al fuego
(tanto en carne y espíritu, por supuesto)
En el camino de mis antepasados
Repito un antiguo ritual
La llama ilumina a los seres vivos
Del mismo modo que nos permite vislumbrar
Nuestra afinidad perdida
Mientras lanzo mis palabras a las llamas
Advierto a mis compañeros Nuosu que miran
reteniendo el aliento hacia la oscuridad eterna
Donde los doce hijos de la tribu de nieve [1]
Desfilan sus máscaras y trajes
Su discurso es uno con el silencio
Proverbios y dichos se han deslizado a la tierra
Nunca levantan un eco en el mundo real
Me impacta que la realidad esté muerta
Para estas sombras, pero vive el tiempo todavía
En su alterno reino sagrado,
¿Dónde más sino en esa noche
Puedo ser yo mismo
A saber, el poeta Jidi Majia
El vidente que pocas personas conocen
Porque sólo en este momento
¿Pueden estas llamas, estas palabras en los labios
Llegar a la raíz de la lengua natal de nuestra tribu?

[ 1] Un mito Nuosu dice que la humanidad se originó a partir de los doce hijos de la T ribu de Nieve .

Traducciones de León Blanco




PROMETEO
Revista Latinoamericana de Poesía
Número 88-89. Julio de 2011.
http://www.festivaldepoesiademedellin.org/pub.php/es/
Revista/ultimas_ediciones/88_89/majia.html