BUSCAR POETAS (A LA IZQUIERDA):
[1] POR ORDEN ALFABÉTICO NOMBRE
[2] ARCHIVOS 1ª, 2ª, 3ª, 4ª, 5ª 6ª 7ª 8ª 9ª 10ª 11ª 12ª 13ª 14ª 15ª 16ª 17ª 18ª 19ª 20ª y 21ª BLOQUES
[3] POR PAÍSES (POETAS DE 178 PAÍSES)

SUGERENCIA: Buscar poetas antologados fácilmente:
Escribir en Google: "Nombre del poeta" + Fernando Sabido
Si está antologado, aparecerá en las primeras referencias de Google
________________________________

martes, 6 de marzo de 2012

6218.- JORGE CURINAO



Jorge Curinao nació en 1979 en Río Gallegos, provincia de Santa Cruz, Argentina. En el año 2006, su libro Sábanas de viento fue elegido para ser publicado por la Dirección de Cultura de la Municipalidad de Río Gallegos. En 2007, representó a la provincia de Santa Cruz en la XXXIII edición de la Feria Internacional del Libro de Buenos Aires. Posteriormente publicó Plegarias del humo (2009) y Cactus (2010). Algunos de sus poemas fueron incluidos en Peces del Desierto, plaqueta literaria que reúne a artistas y poetas de la patagonia argentina.
Su blog es www.jorgecurinao.blogspot.com




PAISAJE


A veces
a mí también me quisieron.
Era verano
y un pájaro golpeaba desde afuera.










HECHIZO


La muerte se sienta al lado
y me dice:
te ves como recién nacido.








BALADA DEL BUEY SOLO


Me recuerdo saliendo por los desiertos
y encontrando rostros que no eran míos
rostros que no fui
¿cómo no pude acostumbrarme a los rostros?
¿cómo no pude acostumbrarme al paisaje?
debí ser fuerte como un sueño de metal
para que no se duerma la espera
para decir una frase verdadera
para decirme un canto como un animal
quiero decir:
la casa ya no es grande
los niños no están
necesariamente no están
en este instante
es más terrible la belleza del mundo
así
sin fantasmas que alimentar
sin sueños cayendo en el desierto
sin ventanas
rostros de mí.


- Del libro Cactus (2010)








Nacimiento


Entrar al mundo
por la puerta más pequeña:
cuestión de todas las noches.










Señales de humo


Quien cruza esta plaza
espera versos que jamás llegarán.


Por eso San Martín señala el horizonte.










Abandono


Un perro
cruza el puente
a las 3 de la mañana.


El último gesto de la noche quiere huesos.










Fin del invierno


Y si uso camisa.
Y me pongo corbata.
Y me descubren.










Adentro


Voz caída en el espanto
cuando el agua tiembla
y mi boca se llena de palabras.










Sanación


Alguna vez la vida será pretexto
para buscar
entre los ahogados
una palabra antigua
que nos sirva de consuelo.